Written by : Colleen Georges

Crianza consciente 101

MindfulParenting101.jpg

3 prácticas para desarrollar tus superpoderes de crianza consciente

A veces parece que se necesita más que un pueblo para criar a un niño: se necesita un superhéroe. Diariamente tenemos trabajo, compromisos, mensajes de correo electrónico y por cierto, gente (grande y pequeña) que reclama nuestra atención.

El problema es que no somos superhéroes. No podemos volar, no tenemos velocidad supersónica, ni podemos estar en distintos lugares al mismo tiempo. Y desafortunadamente para nosotros, no tenemos ojos en la nuca (¡cuánta utilidad le daríamos a este superpoder!)

¿Qué es la crianza consciente?

Hay un superpoder que todos podemos tener si lo desarrollamos: la atención o consciencia plena, que puede aplicarse fácil y positivamente a la crianza de los hijos. En términos simples, la crianza consciente es cuando prestamos atención y escuchamos atentamente a nuestros hijos, cuando tomamos consciencia de sus emociones, cuando somos compasivos con ellos (y con nosotros mismos) y los aceptamos por ser quienes son sin juzgarlos. 
 

Cuando a la crianza agregamos elementos de atención plena, la relación con nuestros hijos se fortalece  por la ternura, la confianza y la participación. Y como recompensa adicional, nuestro propio estrés tiende a aliviarse y aparece la calma.

Con esto en mente, a continuación presentamos tres maneras sencillas para poner en práctica la crianza consciente en nuestra vida cotidiana… y sin esfuerzos sobrehumanos:

1. Autorregúlate

Cuando tu pequeño no ordena su cuarto o cuando la pared se convierte en su lienzo de arte, “presta atención a lo que estás sintiendo pero no actúes en consecuencia”, aconseja la Licenciada Laura Markham. La autora de Peaceful Parents, Happy Kids dice que nuestra principal responsabilidad como padres es ser conscientes de nuestro propio interior, en especial, durante los retos. “La atención plena es precisamente lo opuesto a perder los estribos”.

En cambio, imagina el mundo y cómo apareces y suenas, desde la perspectiva de tu hijo, dicen el Lic. Jon Kabat-Zinn y su esposa Myla, autores de  Everyday Blessings. Al hacerlo podrás usar tu auto plática para pensar cómo cargas contigo mismo en tu cuerpo y las palabras que usas para modificar lo necesario.

2. Expresa gratitud

Una de las mejores maneras de promover la atención plena en los hijos (y en nosotros mismos) es alentarlos a identificar los buenos pensamientos y sentimientos que experimentan a lo largo del día, así como quién o qué los generó.

La Lic. Kristen Race, autora de  Mindful Parenting, sugiere crear un bote para guardar agradecimientos para que los integrantes de la familia escriban o dibujen a quién o qué agradecen y luego, lo revisen juntos cada semana. O bien, todas las noches durante la cena o antes de acostarse, pueden hacer un evento de gratitud compartida para que todos los integrantes de la familia reconozcan tres cosas por las que se sienten agradecidos.

“Para que nuestros hijos sean agradecidos primero deben desacelerar lo suficiente como para reconocer todas las bendiciones en sus vidas”, dicen el Dr. en Psicología Jeffrey Froh y el Lic. Giacomo Bono. “Ser conscientes hace exactamente eso”.

3. Desconéctate para conectarte

Para generar a diario momentos de conexión, ya sea al acurrucarnos antes de acostarnos, al entablar un diálogo activo, al dar un paseo en compañía o al sumergirnos en un momento de juego guiado por nuestros hijos, debemos desconectarnos de la tecnología, las tareas y los pensamientos de otras responsabilidades.

“El truco aquí es advertir cuando nuestra atención se ha dispersado y entonces, recuperarla para devolvérsela a nuestro hijo”, dice la Lic. Carla Naumburg en su libro Parenting in the Present Moment. “Imagina que es la última vez que vivirás un evento específico”.

Porque si bien no nos movemos con la rapidez de un rayo, el tiempo parece que sí. Los pequeños instantes con nuestros hijos son más significativos que todas esas otras cosas que parecen tan importantes. Después de todo, nuestros hijos merecen nuestro superpoder de atención plena, y nosotros también.


La Dra. Colleen Georges es Psicóloga con acreditación nacional, Consejera Profesional Licenciada, Instructora acreditada en Psicología Positiva, Profesora de Rutgers University y madre, que vive su objetivo de ayudar a los demás para que puedan ver su propio lado positivo. Colleen es autora del blog sobre psicología positiva  Seeing All The Goodblogs del Huffington Post y es co-autora del premiado Contagious Optimism y de  10 Habits of Truly Optimistic People,  101 Great Ways to Enhance Your Career y  The Book of Success.

Traducción al español: Pat Melgar
(Visited 2 times, 1 visits today)
Close